Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

Eugenio Merino. El «Paraíso» de unos, el infierno de otros en el DA2

Eugenio Merino nos pasea por un particular «Paraíso»

Hasta el 28 de abril de 2019 se puede visitar en el  DA2 (Domus Artium Salamanca) la muestra «Paraíso» del artista Eugenio Merino comisariada por  Adonay Bermúdez Villa (Lanzarote, España. 1985).

Eugenio Merino (Madrid 1975) tiene una amplia trayectoria en España, cabe destacar su trabajo con la galería ADN de Barcelona. El pasado febrero, durante la última edición de Arco presentó junto a Santiago Sierra un ninot del rey de España de cuatro metros, con un contrato según el cual quien comprara la obra se comprometía a quemarla en un plazo de 12 meses.

Además, ha expuesto en distintas galerías internacionales de EEUU. Milán, Basilea, París, Bolognia y de un largo etcétera. Su obra aparece en libros como Los Dictadores (el poder subversivo del arte) (2015) de Adonay Bermúdez, Art & Agenda – Political Art and Activism, editado por Robert Klanten, Matthias Hübner, Alain Bieber, Pedro Alonzo, Gregor Jansen, La Era de la Ferias de Paco Barragán (2008) o Arte Emergente en España (2006) de Manuela Villa.

Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

Ay Suiza, patria querida,
ay Suiza de mis amores,
yo tengo una cuenta en Suiza,
con muchísimos millones.
Vivan las cuentas en clave,
la fuga de capital,
el tráfico de divisas,
viva la Suiza neutral.
Viva la Suiza neutral,
refugio de mi chequera,
viva la banca extranjera, con capital nacional.

Un infierno social

No hay nada más antisocial que usar los Paraísos para engañar a los ciudadanos. Los paraísos fiscales son un infierno social que conllevan la falta de transparencia, evasión de impuestos, blanqueo de dinero y secreto bancario.

Suiza se caracteriza por ser uno de los paraísos fiscales más famosos y por su ley de 1934 con la que comenzó su ocultación de los datos bancario. Con un entramado complicado y grandes bufetes de abogados que se encargan de mantener esa ocultación y la privacidad desde entonces.

Es uno de los grandes emisores del mundo, un país sometido a los bancos, posibilitada por su gran equilibrio económico. A esto hay que añadir que se han endurecido las leyes que violan el secreto bancario, por lo tanto todo lo que se escape a este sistema, es defectuoso.

La exposición está dividida en ocho piezas, la primera de ellas nos da la bienvenida a Suiza con el juego de palabras “Home sweet home”, Home Swiss Home ( Suiza patria querida). La leyenda está extraída de un texto de Forges y responde a ese país. Suiza no es un país que atraiga por sus valores culturales, sino fundamentalmente económicos, su patria está donde está el dinero.

Este felpudo es una obra que se puede pisar, ya que el autor no está exento de ironía en todo lo que hace, expresa su arte como catalizador social, y hace que no se escape de esa crítica ácida “el Paraíso era el infierno que tenemos que vivir los demás” que refirió el autor.

Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

Un descanso abominable

Aparecen una serie de hamacas de las banderas de los paraísos fiscales más conocidos aunque según “Take Justin Network” hay más de 50 y entre ello está EE.UU. Gran Bretaña, Irlanda. En estas banderas, bordadas a mano, están Las Bahamas, Luxemburgo, Islas Caimán, Singapur o Suiza.

Y el artista imagina a los ricos sentados en ellas, disfrutando de un precioso atardecer. En este contexto económico crea un merchandising que envuelve a todo el entramado en el que estamos.

La lista de 50 paraísos está sacada de Oxfam Intermon y Take Justin Network, esta institución inglesa de economistas y periodistas, cuyo jefe ejecutivo Alex Cobham,  quien ha escrito un texto especialmente para esta exposición y cuya lista incluye Londres, Alemania, EEUU, no concuerda con lo que Europa dice, y es porque tienen más opacidad con respecto a los datos.

Los paraísos no comparten esos datos, es complicado, es como un puzzle, se fraccionan, no hay nombres, hay números, incluso en ocasiones hay un abogado que oculta esta información, por lo que nunca puedes acceder a ella, amparados en el secreto profesional. Cada paraíso tiene sus leyes. Algunos tienen corporaciones. Luxemburgo y otros, tienen un parámetro inmobiliario. Los paraísos fiscales más potentes son Irlanda, Wyoming, Delaware, y estos van a competir a nivel internacional.

Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

Y el tiempo es oro….

En frente veríamos varios relojes con tiempos horarios diferentes de los distintos paraísos fiscales, en este irónico juego el artista imagina a los ricos invirtiendo en sus paraísos y preocupados por el dinero, en este juego en el que el “tiempo es oro”.

La pieza genera desigualdad y la estratificación de la sociedad, supone que unos están por encima de otros, que las capas de arriba se apoyan en las de abajo. La estratificación es que distintas categorías de individuos tengan, respecto al conjunto, una desproporción en términos de dinero, poder o prestigio, es decir, depende del estrato en que uno esté, se va a tener más o menos poder o dinero porque otros tienen menos.

Por tanto, el proceso de estratificación es clasificar en el sentido de jerarquizar, y los clasificamos en función de unas categorías. Una categoría es una clasificación creada por el que mira, por el investigador que lo relaciona, en función de esta serie de características, se establece.

Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

En segundo término, nos encontramos con “(Black) Money makes the world go round”, pieza realizada con 653 monedas de euro patinadas en negro. Merino usa la frase típica, aportando (“Black”) para incidir en su discurso y darle credibilidad a la muestra, ya que es un dinero traído del banco HSBC recibe su nombre de Hong Kong and Shanghai Banking Corporation Limited, compañía que se creó en 1865 para financiar el creciente comercio entre Europa, India y China. …

Como resultado, HSBC estableció su sede central en Londres. Este banco fue corrupto por traficar con dinero negro y evadir la fiscalidad. De forma que estas 653 libras son auténtico dinero negro, las trajeron de Londres.

¿Hasta dónde se puede mantener la desigualdad?

La siguiente obra es una moneda un poco más grande del tamaño normal, con una manufactura perfecta en la que cambia, el 1% que es el porcentaje de la población que tiene todo el dinero mundial, aquellos que tienen un patrimonio valorado de 760.000 dólares (667.000 euros o más), poseen tanto dinero líquido o invertido como el 99% restante de la población mundial. ¿Qué haremos con la desigualdad?

Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

El chocolate me relaja,
me ayuda a afrontar la mierda de mundo en el que vivimos.

Snoop Dogg.

La última instalación es una performance que se titula “Eat de Rich” que coge la frase de Rousseau. Escritor, músico, botánico suizo de la ilustración que escribió “Eat the rich”, la pancarta realizada con monedas que cita la frase “Cuando las personas no tengan nada que comer, comerán a los ricos”.

Como metáfora tiene esa potencia y un punto de humor. En estas se habla del exceso y la ostentación de monedas, el artista ha llenado dos cajas de cartón con monedas de chocolate 12,000 monedas de chocolate de 3,6 cm de diámetro.

También está basada en la escena final de Society (1989), la película de Brian Yuzna, se observa una gran orgía-cena donde los ricos literalmente se están comiendo a los pobres. No es más que un reflejo social.

Pero este dominio sobresale aún más cuando se descubre que el ciudadano-esclavo lo consiente e, incluso, lo agradece. Es una sumisión del ciudadano al sistema capitalista que creyendo ser libre, está condicionado por el sistema y lo que provoca. Es por tanto un acto de desigualdad.

Tiene un sentido lúdico. montañas de monedas en el centro de la sala, como alegoría al exceso y el descontrol del capital que “esconde” Suiza.

Y un dato interesante de la instalación, hay una cámara de vigilancia y esta cámara no está puesta para vigilar, sino que está puesta para enseñar cómo robar a otros y que tú también quieras robar. Una idea demasiado generalizada. Eso también es la globalización dice el artista.

Al final, ese impulso de que no se puede hacer nada (si no te robaría otro) hace que la gente participe y que se sientan observados. Un maquiavélico engranaje.

El final….

La performance va a ir variando con el transcurso del tiempo, cuando se acaben las monedas de chocolate, habrá una escultura de un mendigo de Eugenio Merino, que construirá su hogar con el cartonaje de las cajas de las monedas.

Sirve para comparar con ciudades que no tienen infraestructuras sociales, con dificultad de acceso, es hablar sobre todo de la desigualdad, algo inherente en los paraísos y que no se puede controlar, es un tema político. Si fuera técnico se podría resolver, los políticos tienen el dinero allí (en Suiza) desde el año 1934. El año en que se promulgo la Ley del secreto bancario.

La escultura del mendigo es una sorpresa, al final de la exposición habrá otra obra bajo los cartones y culminará esta exposición con un enterramiento en el Cementerio de Arte de Morille, un pueblo a 18 km. de Salamanca .

Eugenio Merino | DA2 (Domus Artium Salamanca) | Arte a un Click

Allí reposan una treintena de obras de arte contemporáneo, incluidas las cenizas de un hombre: Pierre Klossowski, escritor y filósofo francés fallecido en 2001. También Fernando Arrabal ha solicitado que cuando muera, se entierren sus cenizas allí, él ya dejó un libro manuscrito que realizó en homenaje al filósofo Spinoza, obra enterrada en febrero de 2009.

El cementerio, que ocupa una parcela de 90.000 metros cuadrados cedida por el ayuntamiento de esta localidad salmantina, nos invita a reflexionar sobre el papel de la obra de arte y su relación con el espacio museístico.

Una iniciativa del performer Domingo Sánchez Blanco con el que colaborará Eugenio Merino y enterrará una caja con monedas de chocolate de esta pieza para concluir su proyecto.

Con esta exposición el artista que se ha implicado en este tema, con ortodoxia económica, quiere que el espectador sea consciente de lo que ocurre, comunicar que estas cosas están a la orden del día y sirven para plantear ideas al respecto.

El arte se utiliza aquí como una forma de filtro social y en relación a ello, hace esta performance en la que combina crítica con humor. Marida la complicada lectura de los “Paraisos” con su propuesta. Pretende hacer que el espectador sea consciente y por otra parte, invita al espectador a participar de ello, no sin falta de humor.

«Paraíso»
Artista: Eugenio Merino
Comisario: Adonay Bermúdez
Lugar: DA2 Domus Artium Salamanca
Fechas: Hasta el 28 de abril de 2019
Horario: Martes a viernes
12.00 a 14.00 y de 17.00 a 20.00
Sábados, domingos y festivos
12.00 a 15.00 y de 17.00 a 21.00 
Lunes cerrado (excepto festivos)
Precio: Entrada libre

Entradas relacionadas

Tiempo OMA | DA2 Domus Artium 2002 | ARTE A UN CLICK
Tiempo OMA: Land art en el DA2 Domus Artium Salamanca 2002
Semana por la Libertad de Expresión | Palma de Mallorca | Arte a un Click
Palma de Mallorca celebra la «Setmana per la Llibertat d’Espressió» en respuesta a la Ley Mordaza
Espacio Dörffi | Me duele España | Adonay Bermúdez | Entrevista | Arte a un click
Espacio Dörffi lleva la independencia creativa a Lanzarote

Dejar una respuesta

*